Berat y Vlore (día 8, 25-7-2021, domingo)

Tenemos un par de horas hasta Berat, unos 100 km. La carretera está bastante bien, hay algunos tramos de autovía. No hay ningún peaje en ninguno de los tramos por los que hemos circulado. De hecho, hay trozos en obras.

BERAT

La ciudad de Berat es Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Berat consta de tres partes: el castillo en la cima de la colina llamada Kalaja; las otras dos partes son de la ciudad, una a cada lado del río. Mangalemi al pie del castillo y Gorica al otro lado, que nos la encontramos en obras y, cuando pretendimos callejear por allí, nos dijeron que no se podía acceder.

También es llamada la Ciudad de las Mil Ventanas. De hecho, la arquitectura otomana única de Berat parece tener muchos ojos mirándote, ya que los pisos superiores de las casas están hechos casi en su totalidad de ventanas cuadradas. Estas estructuras defensivas, que también se encuentran en Gjirokaster, fueron diseñadas para brindar seguridad a quienes están adentro.

Berat
Mapa de Berat

Habíamos leído que es un lugar muy turístico y al ir en domingo pensábamos que habría mucha gente, pero casi no había nadie. Llegamos alrededor de las 10h y aparcamos sin problemas. A aquellas horas hacía un sol de justicia.

Empezamos a subir la empinada cuesta y el MapsMe nos daba una entrada alternativa antes de llegar arriba. Creo que lo denominaba como entrada gratis o algo así. Subiendo a la izquierda nos metía en el bosque. Nos arriesgamos porque, por lo menos, teníamos sombra y a mitad de camino nos cruzamos con gente bajando que  nos confirmaron que podíamos acceder por allí y que la puerta estaba abierta. La subida es más vertical, pero más rápida. Creo que elegimos bien.

Efectivamente arriba no había taquilla. Me suena que el precio de la entraa era unos 300 leks. En el interior hay diferentes puestos ambulantes vendiendo bebida, fruta… La verdad es que el calor es insoportable y eso que llevábamos mucha agua. El suelo es adoquinado, así que mejor calzado cerrado y con suela no muy fina.

Las vistas desde arriba son increíbles. El Castillo de Berat es una enorme fortaleza y dentro hay algunas iglesias, vimos un par. Luego, por la zona de fuera de la fortaleza, hay la Mezquita Roja, el Museo Iconográfico y el Museo Etnográfico.

Nosotros estuvimos paseando por los rincones de la fortaleza, admirando sobre todo las vistas sobre el río. Luego bajamos por el mismo camino por donde habíamos entrado. No vimos la taquilla.

Y ya era hora de comer. Hay un paseo amplio donde hay bares y algún restaurante. Comimos al final de todo, muy bien. Nos dimos un buen atracón.

Luego callejeamos Por Mangalemi y con esto acabamos la visita a Berat, puesto que en Gorica no pudimos por las obras.

Hacia las 15h seguimos ruta hasta Vlore, que está a otros 100 km, hora y media de viaje. Primero de todo iremos a ver la isla Zvernec. Es una pequeña isla en la Laguna Narta. Una larga pasarela de madera te lleva desde el continente a la Isla Zvernec, donde puedes visitar el pequeño Monasterio. Es un precioso enclave para fotos.

Hay una camioneta donde puedes comprar bebidas. Pensábamos que aquí nos podríamos bañar, pero no era una zona adecuada. No se puede acceder al agua con facilidad desde aquí y había mucha sal en la orilla.

Y fuimos al alojamiento, dejamos las cosas y nos fuimos a bañar, ya que nos habíamos quedado con las ganas.

El alojamiento Margarita Guesthouse fue muy acertado, a unos 10’ andando de la calle del paseo marítimo. También es muy familiar. Lo regenta una señora que no habla inglés, pero cuyo hijo estuvo allí para ayudarnos con el check in. Tiene un patio muy agradable para pasar el rato. Nos sentimos muy cómodos en todo.

La Playa de Vlore es una playa muy popular y larga al lado de la ciudad. También es donde empieza la Ribera Albanesa, que se extiende hasta Saranda, al sur. La ciudad se extiende a lo largo de la bahía en forma de herradura. En la bahía hay un popular paseo marítimo a lo largo del cual hay tiendas, bares, restaurantes, cafés… No fue el mejor baño de todos, se veían los barcos anclados al fondo, pero salieron unas fotos preciosas a atardecer.

No teníamos mucha hambre tras la comilona que nos dimos así que compramos una pizza para compartir.

Otros gastos del día:

Alojamiento en Vlore, 2 habitaciones AD, 3 pax: 38€

Comida en Berat: 2730 leks

Pizza en Vlore: 550 lek

Zumo: 300 lek

Mojitos y rakis: 1350 lek